HOLA

NUEVO: ÍNDICE DE RECETAS

Hola, bienvenid@ a mi blog, pasa, en este blog de recetas seguro que encontrarás alguna que te interese. Me alegraría te sintieses cómod@ en él. Adelante, es todo tuyo.

lunes, 2 de febrero de 2015

Fabada asturiana


#FabadaAsturiana. Nuestro país, España, se caracteriza, entre otras muchas cosas, por su rica, variada y excelente  gastronomía. En Valencia, la internacionalmente famosa paella, el pote gallego en Galicia, Los jamones de Jabugo o Guijuelo, la también internacionalmente famosa tortilla española, el cochinillo en Segovia y un largo rosario de excelentes recetas que no cabrían en esta sucinta relación. Hoy voy a ofrecer a tod@s mis seguidores la receta de la famosísima fabada asturiana. Nunca la había hecho hasta ahora, no me atrevía, pero hace unos días decidí echarle valor, me puse a la tarea y, a fe mía, que quedé sorprendido de lo buena que me salió. Eso sí, utilicé ingredientes de primera calidad y, por supuesto, asturianos.
Entra en el siguiente enlace y sabrás algo más sobre la fabada asturiana http://leyendesasturianes.blogspot.com.es/2011/12/la-fabada.html
 En Wikipedia aprenderás más sobre los platos típicos de la cocina española, para ello entra en este enlace.  http://es.wikipedia.org/wiki/Gastronom%C3%ADa_de_Espa%C3%B1a  



(Dificultad: baja)
INGREDIENTES (Para 4 personas)


300 gr. de fabes
250 gr. de panceta curada
2 chorizos asturianos
2 morcillas asturianas               
Agua
200 g de hueso de jamón
Unas hebras de azafrán
1 cebolla
Sal (al gusto)

ASÍ SE HACEN


  1. Pones las fabes a remojar durante 48 horas.

  1. Pon la noche anterior al día en que vayas a hacer la fabada la panceta y el hueso de jamón en agua templada.

  1. Pon las fabes en una olla con agua que las rebase 2 dedos.
  2. Cuando empiece a hervir bajas el fuego y pones la cebolla y la hebras de azafrán. La cebolla al final se desecha al igual que el hueso de jamón.
  3. Pinchas el chorizo y la morcilla con el fin de que no revienten al cocerse y los añades a la olla junto con la panceta y el hueso de jamón.
  4. Con la olla tapada dejas hacerse a fuego suave entre 2 ½ y 3 horas.
  5. Deja que vayan haciéndose con poca agua sin importarte añadirle varias veces. Por un lado a las fabes les viene bien “asustarlas” con agua fría y por otro, el caldo deberá quedar espesito.
  6. De vez en cuando mueve, con delicadeza, las fabes y prueba si están tiernas.
  7. Al servirlas pon en un plato aparte la panceta, la morcilla y el chorizo cortados a trocitos y rodajas para que cada uno se sirva a su gusto.